Mercedes-Benz Clase C 2019 contará con mecánica híbrida

Hace ya algunos meses, se filtraron las primeras imágenes del renovado diseño que incorporaría la firma teutona para su modelo estrella, el Mercedes-Benz Clase C, mismo que llega con un ligero lavado de cara, la inclusión de una serie de innovaciones tecnológicas, así como de novedades en el tren motriz.

Dentro de lo más destacado encontramos un tablero digital, nuevos faros exclusivos, una parrilla ligeramente distinta y la incorporación de sistemas y asistentes de conducción que han sido heredados de otros modelos de la marca, como lo son el clase E y el Clase S.

Ahora, con el fin de entrar de lleno en la ríspida competencia que se ha generado en torno a la adquisición de vehículos híbridos, Mercedes decide responder incorporando la variante mild-hybrid del C200, que incorpora un motor de 48 volts y la tecnología EQ Boost, misma que le concede almacenar la energía para después utilizarla para alimentar otros componentes del vehículo.

Asimismo, se incluye tecnología avanzada que permitirá que el motor acelere el sobrealimentador y así hacer una significativa reducción del turbo-lag, así como de desconectar el motor de combustión si es que el vehículo se encuentra en modo planeo (sin propulsión) con el beneficio de poder ahorrar hasta el 15% de consumo de gasolina.

El nuevo Clase C estará exento de verificación

Los nuevos Clase C200 mild-hybrid con tecnología EQ Boost gozarán del privilegio de la exención en el pago de ISAN, tenencia, así como de también estar exentos del programa de Verificación Vehicular, tal y como lo hacen sus demás competidores.