Candidato al Tri hace 3 años, Sampaoli hoy espera llamada de México

*El exentrenador de Argentina suena nuevamente para dirigir al Tri, pero ahora falta que la FMF lo quiera.

El pasado 5 de agosto Jorge Sampaoli voló a Europa para un viaje que durará un mes para ver entrenamientos, partidos y sostener algunas reuniones, a la espera de visualizar el futuro de su carrera, donde México aparece como una opción predominante.

“El objetivo de Jorge es volver a dirigir en Europa”, aseguran desde su entorno, aunque también reconocen que “México es México”, en referencia al sondeo que le hicieron tras el alejamiento de Juan Carlos Osorio.

Otras selecciones se han mostrado interesadas -al menos de manera informal- en seleccionador de 58 años, como Estados Unidos, Costa Rica y Paraguay. De momento, los únicos ofrecimientos concretos han sido del Santos, Corinthians y Palmeiras de Brasil.

ASÍ SUS DÍAS POST MUNDIALISTAS

El último día de junio, la Albiceleste de Lionel Messi cayó ante Francia y quedó eliminada de Rusia 2018. Aquella derrota marcó el fin del ciclo de Sampaoli con Argentina, aunque la decadencia comenzó días antes, luego del 0-3 ante Croacia que le provocó cuestionamientos tácticos y el quiebre de la confianza por parte de los futbolistas.

Sin embargo, el DT no se fue enseguida, aunque sí muchos de sus colaboradores, sino que lo hizo tras una dilatada negociación con la Asociación del Futbol Argentino, que terminó con el pago de una cuantiosa indemnización. Pero, ¿Qué es de la vida del calvo que hace un año todos querían, incluso México antes de contratar a Osorio, y acabó saliendo por la puerta de atrás de la Albiceleste?

Lejos del reconocimiento público que gozó Alejandro Sabella tras el subtítulo en Brasil 2014, los días de Sampaoli son más cercanos a los de Bielsa tras el fracaso en el Mundial del 2002, cuando el Loco se refugió en una finca en medio de la pampa húmeda.

“Él dio vuelta de página muy rápido y está tranquilo con el Mundial”, reveló a Mediotiempo uno de sus colaboradores más cercanos.

DE INVERSIONES Y PASEOS CANINOS

Sampaoli dejó Rusia y volvió a Buenos Aires el 4 de julio y se instaló en Ezeiza por 10 días hasta que le pidieron su renuncia. La negociación de salida le hizo perder dinero, pues su cláusula era cinco veces mayor a lo percibido.

Pero el oriundo de Casilda no atraviesa épocas de vacas flacas. Hace pocos días viajó a Chile, país con el que ganó la Copa América de 2015 y donde le guardan un cariño especial. Ahí concretó la venta de una mansión de 420 metros cuadrados, con piscina y cancha de tenis por la que habría cobrado un monto similar al que le está pagando la AFA, hasta el momento, sin interrupciones. El dinero lo reinvirtió en la misma ciudad, con la compra de dos pisos en la exclusiva comuna de Las Condes.

Alejado de la exposición pública, sus días son apacibles. Viaja a todas partes con sus cuatro perras, se escribe con algunos entrenadores argentinos como Ariel Holan (Independiente), Eduardo Coudet (Racing) y Guillermo Barros Schelotto (Boca) y visita a su amigo Patricio Fontanet, el cantante del grupo Callejeros que está en libertad condicional tras cumplir parte de la condena por el incendio de un local de conciertos en 2004 en el que murieron 194 personas. Una frase de Fontanet se apodera a tinta del brazo del entrenador:

“El post mundial es raro, porque absolutamente nadie nos increpó por algo y a cada bar que vamos le piden fotos”, cuenta su ayudante, con quien se ha permitido caminar por la popular avenida Corrientes, en Buenos Aires, donde sólo le pararon para pedirle fotos.

“Es como dijo Mascherano, nadie te dice nada en la cara”, asume, todavía sorprendido por el grado de popularidad del que goza hoy el mismo entrenador que hace dos meses era insultado por todo un estadio mientras su equipo era goleado por la todavía ignota Croacia.

No es la primera vez que la Federación Mexicana muestra interés en el ex técnico de La Roja. Su trayectoria, el modo audaz en que mira el futbol y la propia tradición mexicana de acudir a extranjeros lo convirtieron en candidato cuando todavía dirigía a Chile, y tras ganar la Copa América de 2015. En este nuevo contexto, con el Piojo Herrera, el Tuca Ferreti y Matías Almeyda descartados, sólo restaría un llamado telefónico para que Sampaoli consiga empleo y El Tri, un entrenador. Solo falta que la FMF lo vea con los mismos ojos que hace tres años.