Presidentes de Francia y Croacia disfrutan juntos la final del Mundial

El presidente de Rusia Vladimir Putin encabezó la presencia de autoridades en el estadio de Luzhniki junto a los mandatarios de las dos selecciones finalista, la de Croacia, Kolinda Grabar-Kitarovic y el de Francia Emmanuel Macron.

La presencia en el habitáculo principal del recinto estuvo plagado de jefes de estado y de gobierno de distintos países. Armen Sarkisyan, de Armenia, Alexander Lukashenko, de Bielorrusia, Ali
Bongo Ondimba, de Gabón, Igor Dodon, de Moldavia, Mahamoud Abbas, de Palestina, Sheikh Tamim Bin Hamad Al Thani, emir de Catar, donde se celebrará la próxima edición del Mundial en el 2024 y Omar Al Bashir, presidente de Sudán.

Compartieron lugar en el palco todos ellos con el presidente de la FIFA, Gianni Infantino, que encabezó la relación de responsables de distintas federaciones internacionales y de otros mandatarios del mundo del fútbol.

No faltaron al encuentro leyendas del fútbol mundial ni presidentes de algunos de los principales clubes y el presidente del Comité Olímpico Internacional Thomas Bach.

Horas antes de que comience el choque en el estadio Luzhniki de Moscú entre Francia y Croacia, Macron animó a la escuadra francesa con un video de unos segundos colgado en su twitter, donde grita “Allez les Bleus” rodeado de un grupo de aficionados.

Macron asistió el pasado día 10 a la semifinal entre los equipos de Francia y Bélgica, donde los “Bleus” se impusieron por 1-0 y se clasificaron para la final.

Horas antes, el presidente ruso, Vladimir Putin, y su colega francés, Emmanuel Macron, se reunieron en el Kremlin para abordar las relaciones bilaterales, apenas unas horas antes de asistir juntos a la final del Mundial de fútbol entre Francia y Croacia.

“Poco a poco se están restableciendo los mecanismos habituales de cooperación. Esto nos da base para prever que superaremos todas las dificultades con las que chocamos en los últimos tiempos, y que entraremos en el camino de un desarrollo positivo”, dijo Putin al comenzar la reunión.

El jefe del Kremlin propuso a Macron hablar sobre las relaciones bilaterales y destacó que en el terreno económico se observa una tendencia positiva, ya que el pasado año el intercambio comercial creció un 15 % y en lo que va de este año en un 19 %.

Macron, por su parte, expresó su deseo de “continuar el diálogo” que ambos mantuvieron el pasado mayo, cuando se reunieron en San Petersburgo al margen del Foro Económico Internacional.