Visita “Rojo Mexicano. La grana cochinilla en el arte”

En la actualidad la grana cochinilla tiene una segunda vida a través de la industria, porque se trata de un colorante que no es tóxico y se emplea en los sectores farmacéutico, cosmético y de la alimentación.

Ese es el ingrediente principal de la exposición “Rojo Mexicano. La grana cochinilla en el arte” en el Museo del Palacio de Bellas Artes; expertos aseguran que la grana cochinilla esté en declive.

Para realizar esta exposición, la tecnología jugó un papel fundamental, a fin de saber si el rojo utilizado proviene del insecto mexicano.
Los expertos aseguran que "hace veinte años esta exposición no hubiera sido posible porque no habían las técnicas científicas que tenemos ahora, para poder determinar esto".

Este pequeño gran insecto, parásito del nopal, cautivó a pintores europeos; los primeros barcos con cochinilla, llegaron a Sevilla en 1530 – 1540, para luego ser explotada en la industria textil.

Si quieres conocer más sobre este tema, visita la exposición que estará abierta al público hasta el próximo 4 de febrero.